Cómo crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook

¿Buscando dar una imagen más profesional a tus comunicaciones? Una de las formas en cómo puedes hacerlo posible es a través de la identidad o personalización de las cuentas de correo electrónicos. Sin dudas, esta ha sido una de las mejores maneras de generar confianza y transmitir solidez a los clientes. Para empezar, apunta a continuación cómo crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook y empieza a cosechar éxitos. 

¿Cómo es un dominio en correo electrónico?

Cuando tienes una marca comercial, el dominio de correo electrónico es de gran importancia para tener mayor identidad en el mercado. Este se define como la parte que sigue al @ en la mayoría de los proveedores de servicios, por ejemplo, Outlook.com, Gmail.com o Yahoo.com. Sin embargo, para el contexto corporativo, tener uno propio como @laempresax.com puede llegar a ser imprescindible para el éxito.

Para poder lograrlo es necesario el nombre del dominio y una suscripción de alojamiento. Por lo general, se emplea un alias de correo o una dirección de reenvío que sirve para redirigir la información a una cuenta alojada. Esto puede ser de gran ayuda para facilitar la comunicación empresarial que, aun en la actualidad, se encuentra manejada en gran manera por los correos electrónicos.

Cómo crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook de forma sencilla

Outlook, el antiguo Hotmail, es uno de los proveedores de servicios más eficaces que existen en el mundo digital. Al igual que otros webmail gratuitos, este ofrece una interfaz intuitiva de fácil uso y es muy particular su empleo para enviar y recibir mensajes.

Para saber cómo crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook debes tener en cuenta los siguientes pasos:

  1. El primer paso para crear una cuenta de Outlook con dominio propio es contar con una cuenta corporativa activa en el alojamiento web o hosting. Al vincularlo, puedes gestionar toda la información desde el correo electrónico acostumbrado.
  2. Por otra parte, necesitas tener la cuenta de Outlook activa, aquella que vincularás con la cuenta de dominio propio.
  3. Se necesita tener disponible la cuenta corporativa, la contraseña, el Servidor POP entrante con su puerto y el Servidor POP saliente con su respectivo puerto. Todos estos datos se encuentran o los suministra el proveedor de correo corporativo con tu dominio, ya que pueden variar según el servicio que utilices.

Accede a Outlook

Una vez que dispones de todos los requisitos para crear una cuenta en Outlook con dominio propio, debes acceder a la misma. Al estar abierta, sigue con detenimiento el siguiente procedimiento:

  1. Pulsa sobre la ruedita en forma de engranaje que se encuentra en la parte superior del menú. Una vez que accedes, desplázate hasta la parte inferior en la sección de ver toda la configuración de Outlook.
  2. Se abre una ventana con las opciones de ajustes, en la barra izquierda pulsa sobre correo y luego sobre sincronizar correos electrónicos.
  3. De forma inmediata, se abre la opción de colocar una cuenta de Gmail u otras cuentas de correo electrónico. Debes seleccionar la segunda opción.
  4. Seguidamente, debes suministrar los datos que solicita el sistema. En este caso, es necesario incluir nombre, la dirección que deseas configurar y la contraseña.
  5. También, debes seleccionar el tipo de almacenamiento donde se guardarán los correos electrónicos que lleguen a la cuenta corporativa.

Para culminar en esta sección, debes marcar la opción de configuración manual de los servidores de salida y entrada. Pulsa aceptar para ingresar a la configuración avanzada.

Configurar el servidor POP entrante

El primer ajuste que se debe realizar es la del servidor entrante. Esta configuración permite desviar toda la información que llegue a la dirección de correo electrónico corporativo. Para continuar es necesario:

  1. Elegir entre las opciones Configuración de conexión POP o SMTP.
  2. Luego, coloca el servidor de POP entrante suministrado por el servicio de correo corporativo o hosting y el puerto.
  3. También, debes marcar si deseas guardar una copia de la comunicación en el servidor, la cual no es recomendable para evitar saturar el espacio disponible.
  4. En autenticación, se recomienda usar la opción SPA y en cifrado la que viene por defecto o SSL.

Configuración del servidor POP saliente

Para continuar con los ajustes avanzados de la cuenta, es necesario marcar la casilla enviar correo electrónico con el servidor del proveedor. Esta opción se habilita de manera que, al enviar un correo electrónico, no se vea el dominio Outlook sino el personal. Para culminar necesitas:

  1. Colocar la información en la sección de servidor saliente, que la suministra el proveedor de servicio, el cual en ocasiones puede ser igual al servidor entrante.
  2. Debes colocar el puerto y pulsa sobre aceptar. Esta se intentará conectar y en el panel aparecerá la dirección de correo vinculada correctamente.
  3. Al desplazarte hacia abajo, puedes establecer la dirección de remitente predeterminada, en donde puedes seleccionar la que se configuró o la corporativa. Pulsa Guardar para asegurar los cambios.

Al finalizar este paso, el sistema te redirige a la pantalla inicial y podrás observar en el panel una carpeta separada del Outlook, donde llegará la información proveniente del correo corporativo. En esta sección, llegan todos los correos importados desde la cuenta del servidor o alojamiento web.

Ventajas de tener crear un correo electrónico con dominio propio

Al crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook o en cualquier proveedor de servicios, puedes disfrutar de diversos beneficios. Recuerda que en la actualidad la presencia en internet es de gran importancia para lograr el éxito. Además, se pueden aprovechar las siguientes ventajas:

  • Brindas una imagen profesional a todos los clientes, lo que facilita la promoción del negocio  de forma online. Además, logras un uso exclusivo de la cuenta y ser el único dueño de la dirección para evitar inconvenientes.
  • Lograr independencia de los proveedores de servicios. Por ejemplo, Outlook durante mucho tiempo se conoció como Hotmail, el cambio de los nombres pudo afectar la promoción o marketing del negocio. Al tener dominio propio, esto no sucede.
  • Comunicación personalizada, lo que tiene un efecto de confianza en los clientes. Se aporta mayor credibilidad y garantiza que el proveedor de servicios se preocupa por los detalles.
  • Favorece el comercio en línea, ya que otorga mayor presencia en la web. Al contar con un dominio propio es posible aparecer con mayor frecuencia en la búsqueda, lo que mejora las relaciones comerciales.

En resumen, crear un correo electrónico con dominio propio en Outlook es un procedimiento sencillo. Solo debes tener a disposición la información suministrada por el proveedor del servicio web para vincularlo de manera exitosa. Con esta acción, los beneficios no se hacen esperar. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba